Skip to content Skip to footer

¿CÓMO ACTUAR ANTE UNA NEGLIGENCIA MÉDICA?

Una negligencia médica o mala praxis médica se produce cuando el profesional sanitario no actúa con la diligencia exigida, ya sea por acción o por omisión, resultando por ello un daño al paciente.

La negligencia médica puede tomar muchas formas, como un diagnóstico erróneo o tardío, un tratamiento inadecuado, una cirugía mal realizada, una prescripción incorrecta de medicamentos, una falta de seguimiento adecuado del paciente o una falta de información adecuada al paciente sobre los riesgos y beneficios de un tratamiento.

Dicho esto, lo cierto es que en la práctica nos encontramos con numerosas trabas para reclamar una negligencia médica. Por eso es fundamental el asesoramiento de abogados con experiencia en Derecho Sanitario, como es el caso de Solano Abogados.

Si consideras que has sido víctima de una negligencia médica, lo primero que debes hacer es recopilar toda la documentación y pruebas posibles, todo documento puede ser válido en un futuro para reclamar una negligencia médica, solicitando al centro médico copia de todos esos documentos que quedan incorporados en la historia clínica. Otro consejo es realizar un seguimiento mediante fotografías de la evolución de las lesiones físicas sufridas como consecuencia de dicha negligencia.

También hay que tener en cuenta dónde se produjo la negligencia médica, si en la sanidad pública o privada, pues el procedimiento de reclamación será diferente.

 

¿Cómo reclamar una negligencia médica en la sanidad pública?

Cuando el paciente considera que ha sufrido una negligencia médica en un centro de salud público, debe interponer una reclamación por responsabilidad patrimonial ante la administración sanitaria, reclamando los daños y perjuicios ocasionados por esa mala praxis médica.

Cuando la negligencia médica se produce en la sanidad pública, el plazo que existe para reclamar es de un año, así lo recoge la Ley 39/2015, de 1 de octubre, del Procedimiento Administrativo Común de las Administraciones Pública en su artículo 67, donde señala que “el derecho a reclamar prescribirá al año de producido el hecho o el acto que motive la indemnización o se manifieste su efecto lesivo. En caso de daños de carácter físico o psíquico a las personas, el plazo empezará a computarse desde la curación o la determinación del alcance de las secuelas.”

 

¿Cómo reclamar una negligencia médica en la sanidad privada?

En este supuesto, se llevará por la vía judicial civil, interponiendo demanda al causante del daño y siendo fundamental la prueba pericial.

En cuanto al plazo para reclamar, sería de 5 años en el caso de responsabilidad contractual o de un año en el caso de responsabilidad extracontractual, empezando a contar cada uno de ellos en los mismos supuestos recogidos para una reclamación por negligencia médica producida en la sanidad pública.

Dichos plazos se pueden interrumpir enviando un burofax de reclamación al causante del daño, lo cual puede ser conveniente también para intentar lograr una solución amistosa que evite el procedimiento judicial. En dicha reclamación se puede instar al causante del daño para que dé parte a su seguro de responsabilidad civil, y puede que la compañía ofrezca una indemnización al perjudicado, que si este la estima suficiente, finalizaría el asunto sin necesidad de acudir a los Tribunales.

 

¿A cuánto asciende la indemnización por una negligencia médica?

La cuantía de la indemnización que puedes recibir como consecuencia de una negligencia médica puede ser muy alta. Sin embargo, dependerá de muchos factores, principalmente del daño físico y moral ocasionado, pero también de la edad del paciente, si tenía enfermedades y, sobre todo, de la esperanza de vida. Por lo tanto, es muy difícil elaborar una relación entre cada tipo de lesión y la cantidad de dinero que se percibe por cada una de ellas.

 


¿Necesita más información?

Contacte ahora y le asesoraremos en lo que necesite.